¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado

“Hice todo lo posible para que Maria Àngels estuviera bien”. La confesión de Sebastiá Comas -alias ‘Iñaki’- ante la Audiencia de Girona, provocó el murmullo de la sala. Aquel hombre, al que los medios le apodaron el ‘carcelero compasivo’, fue el artífice de la liberación de la farmacéutica de Olot el 27 de marzo de 1994. Su impostado acento sevillano y el trato supuestamente caritativo que tuvo para con Feliú, terminaron con 492 días de secuestro. El más largo en la historia española sin fines políticos.

Armario Empotrado – Donosti DOORS - armario empotrado

Armario Empotrado – Donosti DOORS – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: donostidoors.com

No estuvo solo. Junto a él, dos policías locales de la citada localidad gerundense –Antonio Guirado y Josep Zambrano-, un guarda forestal y su mujer –Ramón Ullastre y Montserrat Teixidor-, y un delincuente de poca monta –Josep Lluís Paz, alias ‘Pato’-, se convirtieron en los secuestradores oficiales de la boticaria. Tuvieron que pasar cinco años desde su liberación para que los ‘pillasen’. Multitud de errores en la investigación les llevaron a apresar a los sospechosos equivocados.

El asalto

Aquella tarde del 20 de noviembre de 1992, se presentaba como cualquier otra. Maria Àngels cerraba la farmacia familiar sita en la carretera Santa Pau de Olot. Había quedado a tomar algo con su hermana y un amigo. Eran las 20:30 horas. Cuarenta y cinco minutos después arribaba a su domicilio. A la puerta del aparcamiento, la abordó un encapuchado que, apuntándola con una escopeta recortada, le gritó: “¡Alto, las llaves del coche! Si te mueves, te pego un tiro”.

Le ató las manos a la espalda y le cubrió la cara con cinta de embalar para después introducirla en la parte trasera de su vehículo. Se pasó todo el periplo de rodillas y con la cabeza en el suelo. Cambiaron de coche hasta en dos ocasiones, pero esta vez la metieron en el maletero. “No sabía qué pasaba, estaba rezando y haciendo las respiraciones que te enseñan para parir”, explicó ante el juez.

Cuando la metieron en el “garito”, como así definió Maria Àngels al zulo, no pensaba que tardaría 492 días en salir. De hecho, uno de los secuestradores le pidió el teléfono de sus familiares para pedir un rescate. Así que aquello podía acabar pronto. Pero no fue así. “Me metieron en una habitación y se paró el tiempo”.

La joven, hija de un empresario acaudalado de la zona, tenía 34 años y tres hijos entre tres y cinco años cuando la raptaron. Los negocios familiares eran conocidos principalmente en el sector energético, y aunque vivían de forma discreta y sin hacer ostentación de su fortuna, lo cierto es que los secuestradores de Maria Àngels manejaban dicha información.

El zulo

Un armario empotrado de un metro y medio de ancho, por 1,70 de altura y 1,60 metros de profundidad, sin luz natural y con un colchón. Así era el minúsculo zulo en el que Maria Àngels permaneció encerrada durante más de diecisiete meses. No podía ponerse completamente de pie ni tampoco estirada. Era un lugar tenebroso, húmedo, insalubre y a oscuras. Unas condiciones infrahumanas semejantes a las que los prisioneros de los campos de concentración nazis padecieron durante la Segunda Guerra Mundial. De esta forma, la farmacéutica vivió los primeros cuatro meses.

A partir de entonces, su carcelero ‘Iñaki’, se apiadó de ella y le hizo más “fácil” su cautiverio. Le proporcionó velas, después un mechero y finalmente, instaló luz eléctrica. También le permitió caminar veinte minutos al día por el sótano donde se localizaba el agujero, e incluso, tener la radio encendida. Fue gracias a ella cómo la joven se enteró de su secuestro. También de que habían perdido la esperanza de encontrarla. Aquel día, lloró desesperadamente.

ARMARIO EMPOTRADO ENTRADA - MueblesByset - armario empotrado

ARMARIO EMPOTRADO ENTRADA – MueblesByset – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: mueblesbyset.com

Los 492 días fueron una lucha constante por sobrevivir. Porque pese a coexistir rodeada de agua filtrándose por las paredes, insectos, ratas, o sus propios excrementos, sin posibilidad alguna de asearse ni ducharse, Maria Àngels demostró una “gran capacidad de superación e inteligencia”. Así lo reconoció Narcís Bardalet, el forense que la examinó.

Y pese al tiempo transcurrido hasta su declaración en el juicio –diez años después de su liberación-, Feliú recordaba perfectamente cada detalle de su secuestro. El tiempo que estuvo sin luz lo tenía medido “hora por hora”. No dudó. Porque “el tiempo bajo tierra es muy distinto al real”, dijo al juez.

El carcelero y protector

Y de aquel armario subterráneo, foco de infecciones y miseria, siete peldaños separaban a Maria Àngels de dos de sus secuestradores, Ullastre y su mujer. Allí vivían, allí fingían que no sabían nada de ella.

Mientras tanto, su carcelero ‘Iñaki’ se compadecía de ella. Le daba conversación, le preparaba bocadillos y si le hubiesen “dejado la cocina, le hago una paella o una zarzuela de pescado”. Su intención siempre fue ser bueno con la “pobre señora”, como la denominaba. Porque para Comas, Feliú era una persona “mansa”, con quien no tuvo que imponer su fuerza o utilizar esposas o argollas para amedrentarla. Al fin y al cabo, “hice todo lo posible para que Maria Àngels estuviera bien”, afirmó ante la Audiencia de Girona.

Pero su arrebato de piedad tardó más de diecisiete meses en llegar. Su justificación: el temor que le infundían el propio Ullastre y sus “amistades de uniforme”, aparte del “bloqueo mental” que dijo sufrir en ese tiempo. De este modo, el carcelero terminó mostrándose ante Maria Àngels como su protector. La tranquilizaba cuando otro de los compinches la amenazaba con cortarle los dedos. De ahí que los forenses que la examinaron hablasen de ‘síndrome de Estocolmo’. Aunque la boticaria siempre lo negó. No lo tuvo, si no que “era consciente de que mi supervivencia dependía de él”.

Mientras tanto, los secuestradores enviaban a la familia cintas con la supuesta voz de la joven gritando: “Por favor, pagad y pronto estaré en casa. Pero es que si no, no se si podré aguantar más. Ayudadme. Por favor papá, por favor, esto va en serio”. Esa era su forma de extorsionar a la familia pidiendo un millonario rescate. El montante estuvo entre los 12.000 y 600.000 euros, pero los pagos se frustraban debido a la excesiva presencia policial. La liebre se disparó el día que una patrulla de la policía local de Olot pasó casualmente por el punto de encuentro. Aquí las sospechas se encaminaron hacia este cuerpo policial.

El puzzle de la banda

El cuerpo de la policía local de Olot tenía dos agentes corruptos camuflados entre sus filas: Antonio Guirado y José Zambrano. Aunque del segundo nunca se llegó a conocer su participación en el cautiverio (murió en 1997 antes de que la Guardia Civil detuviese a toda la banda), del primero, los investigadores lo tuvieron claro una vez que Feliú estuvo en libertad. El municipal proporcionó a Ramón Ullastre, agente rural y autor intelectual del delito, toda la información de la boticaria y de la posterior investigación que puso en marcha. Al fin y al cabo, la primera denuncia se interpuso ante este cuerpo.

interior-cajones-armario-empotrado-a-medida-sevilla - Armarios del ... - armario empotrado

interior-cajones-armario-empotrado-a-medida-sevilla – Armarios del … – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: armariosdelsur.com

En el juicio, también se demostró que Ullastre ideó la forma de secuestrar a Maria Àngels y construir el zulo bajo la vivienda que tenía en Sant Pere de Torelló (al norte de Barcelona). Su mujer, Montserrat, también colaboró en el crimen fingiendo la voz de la encarcelada para pedir el cuantioso rescate.

Aunque para mantener la infraestructura del secuestro fueron imprescindibles dos personas más: Josep Lluís Paz, alias ‘Pato’, con antecedentes penales; y el citado Sebastià Comas ‘Iñaki’. Éste último, clave en la liberación de la boticaria. Sin embargo, hasta ese momento, la investigación daba palos de ciego. La familia interpuso la primera denuncia ante la Policía Local de Olot y, sin saberlo, estaban dando manga ancha a los captores. Ni una sola huella extrajeron del vehículo de Maria Àngels cuando los secuestradores ni siquiera portaban guantes. Todo un despropósito.

De la local, el caso pasó a los Mossos y de ellos a la Guardia Civil. Las pistas se iban perdiendo por momentos. Lo único en claro, las cintas con la voz de la secuestrada que llevó a los investigadores a hacer un amplio despliegue por la zona. Era como si se la hubiese tragado la tierra.

“Está viva”

Pero un chivatazo llevó a la Guardia Civil a detener a los dos primeros sospechosos, Joan Casals y Francesc Bassa. Francisco Evangelista, una persona que alcanzó gracias a ello una cierta cuota mediática, les delató y acusó de matar y enterrar a la mujer. A Casals le acusaron de ser el “cerebro” de la operación, a su mujer de suplantar la voz de Maria Àngels, y a Bassa de escribir el texto con el contenido de las cintas. Sin embargo, tuvo que ser la farmacéutica quien desmontase esta teoría. Los detalles que dio exculpaban a los por entonces “culpables”. Y todo gracias a uno de los verdaderos responsables de su secuestro.

Aquel 27 de marzo de 1994, ‘Iñaki’ se tomó “dos whiskys que me sentaron bien y vi claro que debía ser esa noche”. Llevó a Feliú hasta una gasolinera en Lliçà de Vall (Barcelona), le dio dos monedas de 100 pesetas y una de 25, avisó al encargado de la identidad de la mujer y se marchó. En cuanto la Guardia Civil la identificó, la noticia cayó como agua de mayo. “¡Está viva!”, informó el fiscal jefe al forense Bardalet.

Eran las cinco de la mañana y Feliú fue trasladada al hospital de Sant Pau, en Barcelona. Ya en Olot, Bardalet la examinó y escribió un contundente informe: “Pasó todo ese tiempo sin ducharse, sin cortarse las uñas, sin depilarse, sin tener una mínima higiene…”. Era un cadáver viviente, con la piel blanquísima, acribillada por las picaduras de insectos, sufría atrofia muscular y caminaba con mucha dificultad. Pero había sobrevivido al horror.

Su testimonio fue clave para que liberasen a los sospechosos y para que, cinco años después, diesen con los verdaderos culpables. Explicó qué le daban de comer, con lo que identificaron los supermercados donde realizaron las compras; también las emisoras que escuchaba sin interferencia alguna y que señaló a dos de RNE; e incluso, llegó a reconocer distintas voces.

El juicio

Armario empotrado a medida | ComprarPorMalaga - armario empotrado

Armario empotrado a medida | ComprarPorMalaga – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: comprarpormalaga.com

Las miradas se centraron en la Policía Local de Olot. Y así es como cayó uno de los artífices del cautiverio. Tras la confesión de Antonio Guirado, el resto de la banda también fue arrestada. Principalmente Ullastre, al que el agente señalaba como el autor intelectual y por quien se sentía completamente amenazado debido a negocios turbios.

En noviembre de 2002 dio comienzo el juicio por el secuestro de la farmacéutica de Olot. Diez años después de su rapto, la víctima por fin ponía cara a sus verdugos, cosa que hasta entonces jamás pudo. De hecho, los detenidos llegaron a la Audiencia de Girona completamente disfrazados con barbas y pelucas. No querían que las cámaras les captasen, pero tras treinta sesiones y tres meses de vista, la sociedad conoció el rostro de aquella tortura bajo tierra.

Cuando un agente judicial abrió la caja con una de las pruebas principales del delito -la ropa que Feliú llevó durante 492 días-, la sala se impregnó de un olor nauseabundo. La boticaria reconoció aquellas prendas, no sin antes mostrar un semblante de asco en su rostro. “Me han segado la vida”, explicó ante los culpables. Durante más de dos horas, Maria Àngels relató el sufrimiento que padeció, las condiciones infrahumanas a las que la sometieron y el calvario que supuso estar encerrada esos diecisiete meses.

Eso sí, la mujer dejó claro que “no tuve miedo a morir, sino al sufrimiento”. Tampoco podía perdonarles. Su motivo era evidente: “No les perdono que dejaran a mis hijos sin su madre 500 días”. Su declaración ponía la puntilla a multitud de pruebas que incriminaban a los sentados en el banquillo.

Finalmente, el tribunal procedió a sentenciar a los culpables con las siguientes penas: al guarda forestal Ramón Ullastre y al policía local Antonio Guirado, a 22 años de prisión; a Montserrat Teixidor, esposa del primero, a 18 años; a Josep Lluís Paz ‘Pato’, a 14 años de cárcel; y a Sebastià Comas, el carcelero apodado ‘Iñaki’, a 17 años de prisión.

En la actualidad, todos se encuentran en libertad. Guirado, por ejemplo, intentó volver a Olot tras obtener el tercer grado, algo que tenía prohibido por orden judicial, pero le revocaron el permiso. ‘Pato’ fue detenido por robar la carga de un camión en Garrigàs (Girona); e ‘Iñaki’, terminó saliendo en libertad a los ocho años. De hecho, en 2017 se dedicó a prodigarse por diversos medios de comunicación autodefiniendose como “víctima”, pidiendo perdón a Feliú, e intentando buscarla para reencontrarse con ella.

Por su parte, Maria Àngels continúa con su vida en Olot, regentando su farmacia, esquivando a los medios de comunicación, aunque relacionándose con los vecinos. Superando la muerte de su padre, tristemente fallecido en un accidente doméstico en 2015, y encajando unas secuelas físicas y psíquicas casi insuperables.

“No les perdono que dejaran a mis hijos sin su madre 500 días”

¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado – armario empotrado
| Welcome to be able to my weblog, in this particular time I am going to teach you with regards to keyword. Now, here is the first image:

armario-empotrado - Carindeco - armario empotrado

armario-empotrado – Carindeco – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: carindeco.com

What about graphic over? is actually of which amazing???. if you think maybe therefore, I’l m demonstrate many picture yet again underneath:

So, if you like to secure these fantastic images regarding (¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado), just click save icon to download these pics to your laptop. There’re prepared for save, if you’d prefer and wish to obtain it, simply click save symbol in the page, and it’ll be instantly saved to your computer.} At last if you want to receive unique and latest graphic related to (¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado), please follow us on google plus or bookmark this site, we try our best to offer you daily up grade with all new and fresh pictures. We do hope you enjoy staying here. For most up-dates and latest information about (¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado) pics, please kindly follow us on twitter, path, Instagram and google plus, or you mark this page on book mark section, We try to give you up-date regularly with all new and fresh shots, like your searching, and find the best for you.

Here you are at our website, contentabove (¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado) published .  Today we’re delighted to announce we have found an extremelyinteresting topicto be discussed, that is (¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado) Most people attempting to find specifics of(¡Es por eso que Armario Empotrado es tan famoso! | armario empotrado) and certainly one of these is you, is not it?

Errores que tener en cuenta al optar por armarios empotrados - armario empotrado

Errores que tener en cuenta al optar por armarios empotrados – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: mueblesjjp.com

Armario Empotrado – Donosti DOORS - armario empotrado

Armario Empotrado – Donosti DOORS – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: donostidoors.com

Instalar un armario empotrado - Leroy Merlin - armario empotrado

Instalar un armario empotrado – Leroy Merlin – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: leroymerlin.es

Armario empotrado Luxe - Alvic Center - armario empotrado

Armario empotrado Luxe – Alvic Center – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: alviccenter.es

Forrar y vestir armario empotrado - Arganda (Madrid) | Habitissimo - armario empotrado

Forrar y vestir armario empotrado – Arganda (Madrid) | Habitissimo – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: habcdn.com

Armario Empotrado Lacado Correderas T/horizontal | Maria | Barcelona - armario empotrado

Armario Empotrado Lacado Correderas T/horizontal | Maria | Barcelona – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: fusteriamanel.com

Foto: Armario Empotrado a Medida de Iberpleg #20 - Habitissimo - armario empotrado

Foto: Armario Empotrado a Medida de Iberpleg #20 – Habitissimo – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: habcdn.com

Cómo montar un armario empotrado · Vivienda Saludable - armario empotrado

Cómo montar un armario empotrado · Vivienda Saludable – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: viviendasaludable.es

Ventajas de tener un armario empotrado en casa. PARTE 20 ... - armario empotrado

Ventajas de tener un armario empotrado en casa. PARTE 20 … – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: albertmuebles.es

Armario empotrado | Envernissats Comenge - armario empotrado

Armario empotrado | Envernissats Comenge – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: comenge21.com

ARMARIO EMPOTRADO + DORMITORIO - MueblesByset - armario empotrado

ARMARIO EMPOTRADO + DORMITORIO – MueblesByset – armario empotrado | armario empotrado

Image Source: mueblesbyset.com

Tags: